Cuando lees en las redes o contenidos multimedia un DIY (Do It Yourself) piensas en elementos de manualidades fáciles de hacer con muy pocas herramientas, el resultado es siempre algo útil que te ayuda en tu día a día.

Tienes una empresa turística, estás viendo a tu alrededor que todo el mundo está adaptándose a esta nueva era 2.0. Tablets, dispositivos móviles, páginas de búsqueda en la que toda la información empresarial está al día… ¿y tú? ¿Por dónde empiezas?